ASA Productos
Materias primasPiensosOtros productos
Gama de alimentos para caballos
La alimentación del caballo, sobre todo en aquellos destinados a actividades deportivas o de ocio, es muy importante para mantener el ganado en buen estado corporal. Los rendimientos de los caballos están condicionados por factores genéticos, sanitarios, de manejo, nutricionales, etc.

Durante el período de crecimiento y en el caso de reproductores, la alimentación es esencial, por lo que el alimento ha de ser de primerísima calidad para alcanzar los objetivos deseados, es por lo que la gama de piensos CABALLOS cumple estos planteamientos.

POTROS (P2):
Alimento destinado a potros desde el destete (4-6 meses de edad, con 200-300 Kgs. de peso vivo), hasta los 18 meses de edad. Pienso con alto contenido protéico y rico en fibra.
Potros P2
YEGUAS (Y2):
Alimento completo destinado a yeguas en producción, gestación y lactación, y para potros de más de 18 meses de vida.
Caballos CB1
CABALLOS (CB 1):
Pienso destinado a caballos adultos en entrenamiento, para desarrollar trabajo u ocio. Animales que necesitan una alimentación completa para ejercitar actividades físicas y deportivas.
Conjuntamente con el concentrado que se aconseja al suministro de agua fresca a voluntad y la complementación de forrajes gramíneos o leguminosos.

Tabla de recomendaciones

CABALLOS EXCELLENT:

Consiste en una mezcla de granulado (fino y corto), con cereales termoaplastados, copos de cebada y maíz; todo ello melazado.

Es un alimento destinado a caballos de más de 18 o 20 meses, a los que se les exige un alto rendimiento y gran actividad (caballos de salto, carreras y silla).

Dependiendo del peso del animal y de acuerdo con su trabajo, se deben de suministrar, aproximadamente, 0,7 kgr. de Caballos EXCELLENT, y 1,5 kgrs. de heno de buena calidad o paja de cereal; todo ello por 100 kgrs. de peso vivo. Agua limplia y fresca a libre disposición.

Los cereales termoaplastados aumentan la digestibilidad del alimento, previniendo problemas de laminitis, infosuras y cólicos.

La fracción granulada, en pequeños y finos gránulos, hace que los caballos los mastiquen más lentamente, reduciéndose así los vicios adquiridos como morder el pesebre y tragar aire.

En definitiva, este pienso constituye un alimento de alto nivel proteico y energético, que se elabora en base a materias primas nobles (fundamentalmente cereales).

Aviso legal - ©2006 Asturiana de Servicios Agropecuarios